El portal de noticias de Veracruz en internet

miércoles, 27 de marzo de 2019

Con Cuitláhuac, “como que no sucede nada” en Veracruz: Leopoldo Alafita



**El académico de la UV criticó que el Gobierno estatal anda “desaparecido” a más 100 días de iniciar
Xalapa, Ver. 27 Marzo 2019.- Para Leopoldo Alafita Méndez, académico del Instituto de Investigaciones Histórico Sociales de la Universidad Veracruzana (UV), a más de 100 días del nuevo Gobierno federal y estatal, hay una gran brecha entre ambos.

Mientras que el Federal arrancó con una gran dinámica, en oposición a eso, en el plano estatal hay una administración “desaparecida totalmente” y “como que no sucede nada”.

Aseveró que alrededor de la administración estatal hay una situación nebulosa en donde no aparece una directriz para la sociedad y se miran muchos personajes en la administración pública “totalmente desconocidos” y ajenos a la sociedad; además, hay un Congreso local contemplativo.

Ante esa situación, expuso que es tiempo de que el Gobierno estatal haga una reconsideración, ya que se continuar la falta de resultados y la no respuesta a las expectativas de la gente, que salió a las urnas a demandar un verdadero cambio, para las elecciones intermedias del 2021 se estará en el escenario de un voto de castigo.

Recordó que ante la evidencia de corrupción y abusos sobre los bienes públicos que vivió Veracruz, la gente dijo que había que cambiar de rumbo y validó un Gobierno (de Miguel Ángel Yunes Linares) que prometía enderezar las cosas, “y no pasó nada, solo hay un gordito en la cárcel, pero hay cientos que estaban con él que no los tocaron”.

Dijo que por su posición en la Academia tiene la oportunidad de tener contacto con diversos sectores sociales y ve confusión y desconcierto en la gente, ya que no está segura de que su señalamiento por dónde deben caminar las cosas, expresado con su voto, sea preciso.

El Investigador universitario recordó que la decisión ciudadana manifestada en las urnas fue muy clara, y tal parece que ese fenómeno a la autoridad electa no le está siendo un argumento de peso.

Consideró que es necesario tomar un reposo para pensar en qué punto se está, toda vez que los Gobiernos elegidos, son el resultado de una gran protesta social, de un movimiento de los marginados y atropellados, de los excluidos, de los que no habían tenido un papel que jugar por muchos años.

Uno de los muchos temas que motivaron el despertar y la gran protesta ciudadana, fueron la violencia y la inseguridad, por lo que un nuevo Gobierno debería estar sumamente atento a revisar  las leyes que garantizan la seguridad pública, que al día de hoy “son una vacilada y todo se ha puesto peor”.

Se confunden las cosas entre lo que es la seguridad y la compensación por un daño; hay cosas que atender y no se están haciendo nada.